Sede: Estadio Eladio Rosabal Cordero

Estadio Eladio Rosabal Cordero
Localización: Heredia, Costa Rica. Propietario: Asociación Deportiva Club Sport Herediano
Detalles técnicos:Superficie: Césped Sintético. Dimensiones: 105 x 68 m. Capacidad: 8.700 espectadores. Apertura: 1951

Club Sport HeredianoHistoria

Desde su fundación en 1921, el Club Sport Herediano logró saborear triunfos tras coronarse como el primer campeón nacional del fútbol costarricense, logró cosechado en 1921.

Además, logró adjudicarse el título de manera consecutiva, convirtiéndose en el primer bicampeón de Costa Rica. En la década de 1930 sumó una seguidilla de cuatro títulos entre 1930 y 1933, logrando el honor de coronarse como el primer club tetracampéon.

El protagonismo no solo lo logró a nivel nacional sino que sobrepasó las fronteras, logrando grandes presentaciones internacionales que lo llevaron a denominarse como el Club de las grandes jornadas internacionales.

Clubes de la talla del Banfield de Argentina, Sevilla de España, Gornick de Polonia, Rapid de Viena de Austria, Peñarol de Uruguay, Vasco de Gama de Brasil, entre otros equipos, se fueron vencidos en una época de oro por el Club Sport Herediano.

Fuente: Herediano.com

El Club Sport Herediano tiene sus orígenes en 1918, cuando se conforma con jugadores provenientes de tres equipos. El inicio del Club Sport Herediano en el fútbol de la Primera División estuvo enmarcado por el triunfo, ya que en el mismo año de su fundación lograría alcanzar el campeonato de 1921.

Primeros triunfos

El inicio del Club Sport Herediano en el fútbol de la Primera División estuvo enmarcado por un triunfo memorable en el fútbol mundial, ya que en el mismo año de su fundación lograría alcanzar el campeonato de 1921. En ese mismo año, el herediano Eladio Rosabal Cordero se convierte en el primer directo técnico de la Selección de fútbol de Costa Rica, y el jugador florense Joaquín Manuel Gutiérrez se convierte en el primer anotador de la Selección. Para el año siguiente, los florenses también conseguirían el título nacional de 1922, alcanzando así su primer bicampeonato. Para el torneo de 1923, el Herediano cargó con sanciones disciplinarias por una disputa durante un partido contra la Liga Deportiva Alajuelense, tanto a varios de sus jugadores como al club mismo, en donde terminó siendo expulsado el equipo del torneo. Luego de la conciliación, el equipo vuelve al torneo nacional de gran manera, para proclamarse monarca del torneo de 1922. En 1925, el herediano obtiene su primer subcampeonato, torneo en el cual los jugador florenses Claudio Arguedas y Eladio Rosabal Cordero se convierten en el goleador y subgoleador del certamen, al anotar 5 y 4 goles respectivamente. Para el año de 1927, el Club Sport Herediano conseguiría su último título en esa década, al ser líder de la tabla con 14 puntos para proclamarse campeón del torneo nacional de ese año.

Década de los 30’s

Una de las décadas más laureadas para el Club Sport Herediano fue la de los años treinta, época en la que se consagró como el primer equipo en el fútbol de Costa Rica en alcanzar un tricampeonato y un tetracampeonato, al adjudicarse los títulos de 1930, 1931, 1932 y 1933, así como su segundo bicampeonato.

Posteriormente logró coronarse campeón en misma década en los torneos de 1935 y 1937. En el campeonato de 1930 se jugó la primera final de un campeonato, pese a no estar contemplada en el formato del torneo, ya que el empate final en puntos entre la Gimnástica Española y el Club Sport Herediano obligó a un desempate a un único juego para decidir el nuevo monarca. La victoria fue florense con un marcador de 4-2. Situación similar sucedió en el campeonato de 1933, donde los conjuntos de Club Sport Herediano, Club Sport La Libertad, Gimnástica Española y Club Sport Buenos Aires igualaron en puntos y se debió jugar una vuelta adicional entre estos cuatro para definir quién sería el campeón nacional, siendo los florenses los vencedores al obtener 16 puntos en la tabla acumulada.

Años 40

El Club Sport Herediano tuvo un transitar lleno de altibajos en esta década, donde tuvo que disputar en el torneo de 1943 la serie de promoción ante el campeón de la Segunda División, el Sindicato de Zapateros; serie en la cual salió victorioso y logró mantener su permanencia en la Primera División. En esta misma década, inicio la construcción de su estadio en 1945, la cual sería inaugurado en 1949. En 1945 se proclamaría campeón de la Copa Gran Bretaña y la Copa Guatemala al vencer al Club Sport La Libertad y 4-3 a Gimnástica Española, respectivamente. Sin embargo, y posterior al subcampeonato obtenido en 1946 y a la adjudicación del Torneo Relámpago de 1946 , el Club Sport Herediano logró cortar una sequía de títulos de 10 años al alcanzar el título en 1947, torneo que estuvo lleno de interrupciones debido al estallido de la Guerra Civil. Al finalizar el campeonato, el liderato era compartido por el Club Sport Herediano y el Club Sport La Libertad, por lo que se tuvo que jugar 3 encuentros adicionales para definir al campeón nacional. En esta serie, el Herediano cayó ante el Club Sport La Libertad 1-2 en el primer encuentro, pero se sobrepuso con marcadores de 7-0 y 2-0 para hacerse del campeonato de ese año. En este mismo año, Herediano vuelve a adjudicarse la Copa Gran Bretaña al vencer a la Liga Deportiva Alajuelense por marcador de 2-1 . Para 1948, los florenses logran su tercer bicampeonato en su historia, al lograr superar en puntos en una cuadrangular final conformada con el Orión, la Liga Deportiva Alajuelense y Club Sport Cartaginés, quienes habían sido los mejores equipos en la fase regular. Además, el jugador del Herediano Virgilio Muñoz, se consagró como el goleador de ese torneo al alcanzar la cifra de 11 goles, así como su compañero de equipo Marco Ovares en el subgoleador, con una anotación menos.

Años 50’s

La década se abrió con la obtención del campeonato de 1951 en un torneo muy disputado, donde el Club Sport Herediano se impuso tan solo por un punto ante el Orión FC. En esa temporada, el jugador florense Marco Ovares se consagra goleador del torneo, con 17 goles. Para el torneo de 1953, los heredianos logran el subcampeonato, siendo el Deportivo Saprissa (equipo que recién ascendía en 1950 a la máxima categoría) el campeón de dicha ocasión. El torneo del siguiente año seria declarado desierto por la participación de la Selección de fútbol de Costa Rica en el VI Campeonato Centroamericano y del Caribe, sin embargo, si hubo fútbol en el ámbito local con la Copa Costa Rica, la cual se adjudicaría el Club Sport Herediano de manera invicta y donde destacaría el delantero florense Danilo Montero como goleador del certamen. El Herediano se coronó nuevo campeón en el campeonato de 1955, aunque este torneo no terminó sino hasta setiembre de 1956 debido a la participación de la Selección de fútbol de Costa Rica en el Campeonato Panamericano de Fútbol, por lo que el campeonato correspondiente a ese año fue declarado desierto. Los florenses en esta ocasión dejaron relegado al conjunto saprissista a la segunda posición, con tan solo un punto de diferencia entre ambos equipos. Al final de la década obtendría de nuevo la Copa Costa Rica en 1959 . Durante esta década, el Club Sport Herediano jugó 58 partidos internacionales ante rivales como el Club Atletico Peñarol, Club de Regatas Vasco da Gama, Audax Italiano La Florida, Sport Boys Association y Dukla Praga, entre otros.

Los años sesenta

Muy similar a la década de los años 40 fue el accionar del Club Sport Herediano en los años sesenta, con la diferencia que en ésta se logra únicamente un subcampeonato en el año de 1960 y un título en el año de 1961. Este último campeonato fue altamente conflictivo, ya que para abril de ese año 5 clubes (Deportivo Saprissa, Liga Deportiva Alajuelense, Orión, Club Sport Herediano y Club Sport Cartaginés) abandonaron la Federación Nacional de Fútbol, creando la Asociación Nacional de Fútbol de la cual el campeón fue el Club Sport Herediano. Por otra parte, la Federación organizó un certamen con tres equipos (Asociación Deportiva Carmelita, Club Sport Uruguay de Coronado y Gimnástica Española) del cual la Asociación Deportiva Carmelita fue el vencedor. Sin embargo, para noviembre de 1961, se resolvieron los problemas entre ambas instituciones y fue reconocido como único y legitimo campeón nacional, al Club Sport Herediano, sin embargo, recientemente la Federación Costarricense de Futbol reconoció tanto a la Asociación Deportiva Carmelita y al Club Sport Herediano como campeones, por lo que el torneo de aquel año oficialmente tiene dos campeones. Este campeonato le valió al Club Sport Herediano la clasificación a la primera edición de la Copa de Campeones de la Concacaf de 1962. La Liga Deportiva Alajuelense fue el otro clasificado por Costa Rica. La polémica volvió a las tiendas rojiamarillas en la temporada de 1963, cuando el Herediano finalizó último en el torneo y tuvo que jugar la promoción ante el campeón de Segunda División, el Nicolás Marín, el cual fue el vencedor de la serie. No obstante, La Federación decidió que no habría descenso para aumentar el número de equipos, quedándose el Herediano en la máxima categoría, subiendo también el Nicolás Marín y llegando a Primera División por decreto federativo la Asociación Deportiva Limonense y Asociación Deportiva Municipal Puntarenas.Herediano el 23 de febrero de 1969 le gana 2-1 al Górnik Zabrze.

Los setentas

El Club Sport Herediano para esta década atravesaba una racha de 17 años sin títulos, donde estuvo cerca de terminarla en la temporada de 1974, alcanzando el subcampeonato, con una gran participación del rojiamarillo Fernando Montero,quien fue goleador del certamen con 19 anotaciones.

No fue sino hasta el campeonato de 1978, año en el que el Club Sport Herediano alcanzó su título 16 al vencer en la final nacional a la Asociación Deportiva Municipal Puntarenas con marcador de 2-0 y 2-1, logrando acabar así con la larga sequía. Para el año siguiente, el cuadro rojiamarillo consigue el campeonato de 1979 al vencer en la final al Club Sport Cartaginés 2-2 y 3-0, siendo a la misma vez, su cuarto bicampeonato en la historia.

Los años ochenta

Para el campeonato de 1980, se tuvo para continuar con la buena racha que venía gestando desde finales de la década anterior. Sin embargo, en ese año se alcanza únicamente el subcampeonato, al perder la final de contra la Liga Deportiva Alajuelense. No obstante, se logra reponer rápidamente de esta caída y logra adjudicarse el título nacional de 1981 en la final de ese campeonato ante la Asociación Deportiva Limonense, con resultados de 4-1 y 1-2. El Herediano conseguiría volver al cuadro de honor al vencer en la final con marcadores de 1-0 y 1-0 a la Liga Deportiva Alajuelense en la final de 1985, y al Club Sport Cartaginés, en la final de 1987, con marcadores de 2-1 y 1-1. Particularmente, la obtención de la estrella 20 para el Club Sport Herediano significó un récord en Concacaf, al ser el primer equipo en la Confederación en lograr dicha cantidad de títulos en su historial. Para el campeonato de 1987 además, el delantero herediano Claudio Jara conseguiría la distinción de goleo al concretar 19 anotaciones. El buen desempeño del cuadro florense en esta década se vio culminado con un meritorio subcampeonato en el año de 1988. En esta misma década, el Club Sport Herediano se hace ganador de la Copa Camel 1988 . Dicho torneo fue disputado en los estados norteamericanos de Texas y California en 1988 y otorgaba una bolsa de 150 mil USD al vencedor. Los rojiamarillos se enfrentaron a equipos como el Club de Fútbol Atlante en la primera fase (victoria por 3-1), al Club Deportivo Olimpia en semifinales (triunfo florense con un marcador de 1-0) y al Club Deportivo Estudiantes Tecos en la final (victoria rojiamarilla por 2 a 0). Como vencedor de la Copa Camel, el Herediano gana un cupo para disputar la final de la Supercopa Interamericana ante Racing Club – equipo ganador de la Supercopa Sudamericana -, donde en tiempo suplementario el equipo argentino doblega al Herediano por un marcador de 3 a 0.

La década de los Noventa

Por tercera vez en la historia un campeonato se declaraba desierto debido al tiempo de preparación para la Selección de fútbol de Costa Rica hacia su primera Copa Mundial de Fútbol de 1990. Por lo que el Club Sport Herediano tuvo que esperar hasta la temporada de 1993 para lograr hacerse de un campeonato nacional para sus vitrinas. En esa ocasión, el Herediano fue el ganador de la primera fase del torneo, pero tuvo un traspié al quedar eliminado en la segunda etapa a manos del Club Sport Cartaginés en semifinales, por lo que el cuadro brumoso se acreditaría la segunda fase, obligando a disputar una final nacional. En el primer partido de la final, los florenses en casa vencen 2-0 al conjunto Cartaginés. El partido de vuelta en casa brumosa se vio suspendido al cabo del primer tiempo debido a una invasión al terreno de juego y por falta de seguridad en el reducto. La reprogramación del segundo tiempo restante se hizo a puerta cerrada en el Antiguo Estadio Nacional de Costa Rica, donde se selló con un marcador de 0-0 lo que sería el título número 21 para los florenses. Para esa temporada el delantero florense Nildeson da Silva Melo se convertiría en el goleador del torneo al anotar 21 goles. En esa década no lograría adjudicarse ningún otro título a nivel colectivo, siendo las distinciones individuales de goleo del jugador Allan Oviedo en la temporada 1996-97, con 26 goles, y de Juan Carlos Arguedas en la del 1999-00, las más significativas. En esta década, el Club Sport Herediano pierde el récord de equipo con más títulos en el fútbol nacional, el cual mantuvo en manera consecutiva desde 1921 hasta 1999.

Primera década del 2000

De una manera promisoria arrancó el nuevo siglo para el Club Sport Herediano, donde en la temporada 2000-01 los florenses alcanzan el subcampeonato, misma temporada en la que el delantero rojiamarillo Minor Díaz anotaba 21 goles, que le valdrían el título goleador de esa temporada. Pocos años, para el campeonato 2003-04, gracias a la modificación en el formato de juego del campeonato vigente desde el año 2000, se puso en disputa al campeón del torneo de Apertura (el Deportivo Saprissa) y al ganador del torneo de Clausura (el Club Sport Herediano) en una gran final nacional. Con un marcador de 1-1 y de 1-2, el Herediano quedaría subcampeón por onceaba vez en su historia. Los morados y florenses se volverían a ver las caras en una final nacional en esa misma década para torneo de Invierno 2007, torneo en el cual se dio un cambio en el formato de juego, donde el ganador del torneo corto se proclamaría campeón. Sin embargo, el Club Sport Herediano no aprovecharía dicha oportunidad y quedaría nuevamente subcampeón. Un nuevo tropiezo tendría el Herediano al perder la final nacional del Verano 2009 ante el equipo de Liberia Mía, con un marcador de 0-0 de visita y 0-3 en casa. El jugador florense Andy Herron logra en ese campaña el liderato de goleo, con 10 goles.

Años 2010-2013

El Herediano seguía marcando ese protagonismo que le había caracterizado en la década anterior, pero que en reiteradas ocasiones no se había logrado culminar en un título. En el torneo de Invierno 2010, vuelve a caer en una final ante la Liga Deportiva Alajuelense, esta vez, en tanda de penales ante el empate de 0-0 y 1-1. La quinta final de las últimas dos décadas para el Club Sport Herediano se jugaría nuevamente ante Liga Deportiva Alajuelense en el Invierno 2011, donde la historia de la última final disputada entre ambas escuadras se repetiría, al prevalecer el empate en tiempo reglamentarios de 1-1 en la ida, y 1-1 en el cierre en casa para los florenses, y que terminaría por perder 5-6 en la vía de los penales.

La racha de 19 años de no proclamarse monarcas terminaría en el torneo de Verano 2012, donde el Club Sport Herediano lograría doblegar en la final nacional a la escuadra del Santos de Guápiles, con marcador de 4-2 y 2-1, y así alcanzando su estrella 22 en el fútbol de la Primera División. En este torneo, el jugador rojiamarillo José Carlos Cancela consiguió el título de goleo al anotar en 10 ocasiones. La rivalidad entre rojiamarillos y la Liga Deportiva Alajuelense continuaría sumando enfrentamientos deportivos entre ambas instituciones, donde se verían las caras en la final del Invierno 2012, siendo los manudos los victoriosos en dicha instancia con marcador de 2-1 y 1-1, relegando al Club Sport Herediano al subcampeonato.

En el torneo de Verano 2013 el Herediano conquistaría el título 23 en su historia al derrotar en penales 5-4, al Club Sport Cartaginés. Herediano perdió 3-1 el partido de ida, pero en la vuelta ganó 2-0 (empatando el global 3-3), obligando a los tiempos extra, donde el cuadro rojiamarillo marcó el 3-0, pero Cartaginés descontó (3-1) y obligó a los penales. En ese mismo torneo, el jugador florense Víctor Núñez se convertiría en el máximo anotador del torneo, al alcanzar la cifra de 13 goles, donde también su compañero de equipo Yendrick Ruiz alcanzaría el subliderato de goleo al conseguir 11 anotaciones.

Para el siguiente torneo, el Herediano logra establecer varias marcas tanto en lo individual como en lo grupal, al establecer el récord de mayor cantidad de puntos obtenidos durante un torneo corto al alcanzar la cifra de 49 puntos, así como ser el equipo más goleador bajo este mismo formato de competición con 48 goles ; esto, al mismo tiempo en el que el jugador florense Víctor Núñez se convertiría en el máximo anotador histórico de la Primera División de Costa Rica al adjudicarse el récord al alcanzar 201 goles, superando al ex jugador de Liga Deportiva Alajuelense Errol Daniels quien ostentaba esta marca desde 1970 con 196 anotaciones y convertirse en el primer jugador en superar los 200 goles. A pesar de este rendimiento histórico y de estar a las puertas de un nuevo bicampeonato, el Herediano se debe conformar una vez más con el título de subcampeón, al verse relegado en la final del Invierno 2013 ante la Liga Deportiva Alajuelense a través de la vía de los penales 4-5, tras un marcador global de 0-0 y 0-0.

Fuente: wikipedia.org
Like
Like Love Haha Wow Sad Angry